Pasaje

a Diana Bellessi

Un dedo demora

por amor

a la luz;

por amor a la sombra

un dedo

declara. Por la boca es

tormenta

que arrecia

y que arrebata.

 

Un dedo delira:

da mientes a ciertas

líneas

en manos. Pliega

en los pliegues,

osa,

repliégase

en rosa que no ha llegado

a punto.

 

Irrumpió.

Mientes

que la palabra da

cuenta.

Es de hecho. Delibera,

dada.

Mirta Rosenberg

Tomado de El árbol de palabras. Obra reunida 1984/2006 Editorial Bajo la Luna, Buenos Aires, 2006.